¡Nos vamos de vendimia!

7 Sep

El cultivo de la vid en Canarias, en cuanto a superficie cultivada, es el segundo más importante, algo a tener en cuenta en estas fechas donde las bodegas de las Islas comienzan a oler a mosto y a fermentaciones.

Además de ocupar una importante cantidad de terreno, contamos con 21 variedades de vid únicas, según una investigación realizada por el Instituto Canario de Investigaciones Agrarias (ICIA). Algo que hace que nuestros caldos sean diferentes a los de otras partes del mundo y valorados internacionalmente.

El patrimonio vitícola de Canarias es muy amplio gracias a la gran cantidad de variedades traídas por los conquistadores en el siglo XV, principalmente de toda la geografía peninsular y de otras culturas del Mediterráneo, debida a la privilegiada situación geográfica del archipiélago que fue escala obligada en las rutas oceánicas.

Este año la recolección de la uva se ha adelantado en casi todas las Islas debido a las altas temperaturas. Pese a esto, en Tenerife, por ejemplo, se espera una buena producción sin daños visibles en las zonas bajas, donde ha habido una buena floración y cuajado del fruto, con racimos parejos. Sin embargo, las zonas de medianías y altas debido a las olas de calor, han visto mermada su producción en este verano 2012, uno de los más calurosos de las últimas décadas.

Aunque no todo son malas noticias. La denominación de origen Tacoronte-Acentejo, por ejemplo, prevé aumentar un 40% su producción esta campaña hasta superar los 1,2 millones de kilos de uva, respecto a la vendimia anterior, que terminó con la recolección de 842.260 kilos. La vendimia que comenzó el pasado 10 de agosto está previsto que finalice a principios de noviembre.

En cuando a la Denominación de Origen Abona, los responsables señalan que este año no será de excelente cosecha ya que la uva no ha madurado bien y se ha adelantado su recolección debido a las sucesivas olas de calor. Pese a esto, algunas fincas sí han tenido buena producción, sobre todo en las zonas bajas.

Después de tantos meses de cuidado y esmero con las vides llegan los últimos días en los que finalizará la vendimia, donde la uva es recolectada y llevada a la bodega, luego se despalillarán los racimos, se hará el encubado, el remontado a depósito, el prensado… y una serie de diferentes y duros trabajos, aunque muy gratificantes y donde siempre se aprende algo nuevo.

Desde aquí quiero hacer llegar mi agradecimiento a los que día a día, haga frío o calor, están al pie del campo, cuidando con esmero y dedicación lo que se siembra en el terruño para luego obtener los frutos esperados que muchas veces no se pagan con dinero.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: